viernes, 28 de febrero de 2014

Ley de Vivienda Social

Ley de Vivienda Social Nº 18.795 Inmobiliaria Plaza Mayor

Ley de Vivienda social Nº 18.795

La ley de Vivienda Social Nº 18.795 se trata de un programa para promover y facilitar a los núcleos familiares de ingresos medios, medios-bajos y bajos un mejor acceso a las llamadas viviendas de interés social (cuya abreviación es VIS) con el objetivo de facilitar la compra o el arrendamiento mediante distintas exoneraciones tributarias a inversores privados, quienes construyen, amplían, reciclan propiedades, o compran proyectos que están bajo el amparo de la presente ley.

Estas facilidades son herramientas que ayudan a sustentar los proyectos de construcción de nuevas viviendas, así como el mejor acceso del público interesado a las ventajas que ofrece esta normativa (mejoras en el mercado de oferta y demanda). Las viviendas de interés social están ubicadas en puntos relevantes de las localidades, contribuyendo de esto modo al acceso a una mejor infraestructura de propiedades ya instaladas. 

La ley también pretende una mayor interacción social, una mejora en el escenario de financiación y garantías para la mejor adquisición de la vivienda. Implícitamente se impulsa el perfeccionamiento de las innovaciones tecnológicas utilizadas para las construcciones edilicias. 

Las exoneraciones abarcan: 

a) A los impuestos asignados a la renta, producida en las actividades o proyectos declarados promovidos. La exoneración puede incluir a la renta misma o al propio impuesto. 

b) Rebaja íntegra a los efectos de la determinación de la renta gravada por el Impuesto a las Rentas de las Actividades Económicas, del costo de obtención de los inmuebles en los que se edifiquen, restauren, amplíen o reciclen las propiedades en aquellas actividades o proyectos declarados promovidos. Este costo solo se podrá rebajar en tanto sea necesario para obtener y conservar las rentas comprendidas en las actividades y proyectos promovidos, los cuales no hubiesen sido exonerados en virtud de lo establecido en el literal precedente. 

c) Exoneración del Impuesto al Patrimonio (IP) de aquellos inmuebles en los que su edificación, restauración, ampliación o reciclaje, se haya declarado promovida. Tales bienes se tomarán como activos gravados a los efectos del cómputo de pasivo. 

d) El cese del Impuesto al Valor Agregado (IVA) a aquellos ingresos que se hayan derivado de las actividades de enajenación, edificación, restauración, ampliación y reciclaje de las viviendas. El Poder Ejecutivo tendrá la potestad de otorgar el crédito por el impuesto incluido en las adquisiciones de bienes y servicios, destinados a integrar el costo de tales operaciones. Del mismo modo, el impuesto que corresponde a las adquisiciones que realicen los fondos sociales y las cooperativas de vivienda, con destino a su actividad de construcción. 

e) Exoneración del Impuesto a las Transmisiones Patrimoniales (ITP) a la parte enajenante, a la parte adquiriente o a ambas partes, en el caso de hechos generados vinculados a la primera transmisión patrimonial de inmuebles reservados a la vivienda cuya adquisición, edificación, restauración, ampliación o reciclaje hubiera sido declarada promovida. 

f) Eliminación del IVA adjudicable a los servicios de garantía relacionados al arrendamiento y adquisición de inmuebles con destino a la vivienda de interés social enmarcada por la ley.

g) Cese del Impuesto al Patrimonio aplicable a los activos afectados a la prestación de los servicios de garantía, referido en la numeración anterior. Estos activos se contemplarán como gravados a efectos del cómputo de pasivos.

Para tener acceso a las viviendas abarcadas en la ley, haga clic en el siguiente link: Vivienda Social en Uruguay

No hay comentarios.:

Publicar un comentario